sábado, 29 de mayo de 2010

Tres mitos sobre el orgasmo


Reduce el dolor, el estrés, y por supuesto, promueve el placer –el orgasmo toma muchos roles. ¿Cómo podemos lograr que el Big O (como se le llama en inglés) sea una parte más poderosa de nuestra vida sexual? Es simple: cuanto más aprendemos, estaremos más en sintonía con nuestro cuerpo, lo cual puede conducir a alcanzar un clímax más fuerte y mejor. Porque el conocimiento es poder - y en este caso, ¡la intensidad y frecuencia, también!

¿Cierto o falso? Toda mujer puede alcanzar el orgasmo.
Cierto. "Salvo en casos muy raros, el potencial de tener un orgasmo está presente en todas ", dice el Dr. Barry Komisaruk, co-autor de La ciencia del orgasmo. Así que si usted nunca ha tenido uno, es posible que simplemente no ha encontrado los movimientos correctos todavía. El mucho estrés, algún trauma del pasado, o los antidepresivos también pueden cortocircuitar la capacidad de culminar, pero no hay que perder la esperanza: "Hable con un terapeuta sexual certificado si usted está teniendo dificultades", dice Komisaruk. "Ellos pueden ayudarle a identificar el problema subyacente y recomendar el tratamiento apropiado. "

¿Cierto o falso? Las mujeres deben llegar al clímax mediante el coito.
Falso. Los estudios demuestran que alrededor del 70 por ciento de las mujeres no alcanzan el orgasmo de manera rutinaria sólo a través de la penetración. "Hay enormes diferencias individuales en el diseño y estructura del cuerpo de las mujeres", dice Komisaruk." Debido a esto, para muchas mujeres la estimulación del clítoris funciona mejor que sólo la penetración." La sensación táctil en cuatro áreas - la vagina, el clítoris, el útero y el cuello del útero -contribuye al orgasmo, por lo que mientras más se estimula estas áreas, más probabilidades hay de tener un orgasmo, y cuanto más intenso será éste. Trate de usar la mano (o de su pareja) o un vibrador para una mayor sensación del clítoris durante el sexo, o experimente con posiciones que ofrezcan una penetración más profunda para estimular el cuello del útero.

¿Cierto o falso? Practicar ejercicios de Kegel lleva a un orgasmo más poderoso.
Cierto. Los ejercicios de Kegel implican tensar y relajar, y por ende reforzar, el músculo pubococcígeo (PC) que contiene algunas de las terminaciones nerviosas que proporcionan placer a la vagina (puede encontrar su músculo PC deteniendo el flujo mientras orina). La fuerza de los músculos PC más fuertes está directamente correlacionada con la respuesta orgásmica, de acuerdo a un estudio en la revista Journal of Clinical Psychiatry. "Parte del placer del orgasmo puede ser nuestra respuesta a una serie de contracciones musculares ", dice Komisaruk. "Así que músculos más fuertes pueden dar lugar a más placer."
Share:

Articulos Populares